16 jul. 2011

elipsis

camino
y respiro hondamente como él respira el humo muerto
pero las flores
esas flores amarillas tan mías
tan de mis manos y del mundo y de sus ojos y de todas las cosas
ese perfume de flores y colores amarillos
esas imágenes que viven
ahí por donde camino
por donde mis pies te pisan buscándote
a donde mis pies dirigen la mira
sin saber motivos ni para qués ni por qué no hay motivos
camino
y mis pasos aceleran el encuentro
que no llega
porque tu tren paga la entrada de lugares más caros
más difíciles y recónditos
y el pasaje es para mí un lujo de insospechada pobreza
pero sin chirolas ni aliento
yo siento
que no hay mejor lugar en el mundo
que el misterio de tus brazos

1 comentario:

  1. Bellísimas poesías. Mucha sensibilidad, y talento. Felicitaciones.

    ResponderEliminar